La Bitcoin Association señala un histórico caso de competencia contra los grandes intercambios de criptomonedas

Ryan-Brothwell
By Ryan Brothwell Published: agosto 3, 2022
Landmark Competion Case and Bitcoin Association

La Bitcoin Association señala un histórico caso de competencia ante el Tribunal de Apelaciones de Competencia (CAT, en inglés) de Reino Unido por BSV Claims Ltd en nombre de aproximadamente 240 000 inversores de BSV.

BSV Claims Ltd, la cual es representada por Velitor Law, busca compensaciones de hasta £9,9 miles de millones como parte de su demanda en nombre de aproximadamente 240 000 inversores contra cuatro grandes intercambios de criptomonedas.

Esta acción es presentada formalmente por BSV Claims Limited, una entidad formada únicamente para presentar el CPO; el director de esa compañía (y el representante práctico de clase) es Lord David Currie de Marylebone, quien fuese el presidente inaugural de la Autoridad de Competencia y Mercados (CMA, por sus siglas en inglés), el regulador de competencia de Reino Unido.

La demanda es notable pues introduce una primera vez jurídica en la ley de competencia dentro del sector de activos digitales, con BSV Claims Ltd buscando una acción judicial colectiva (CPO, en inglés) no voluntaria en nombre de los inversores.

BSV Claims Ltd alega que los inversores que usan Binance, Bittylicious, Kraken y Shapeshift sufrieron pérdidas significativas después de que todos los intercambios comenzaran a excluir a BSV al mismo tiempo. Se alega también que Kraken y Binance han causado más pérdidas a los inversores al convertir BSV a otras criptomonedas forzosamente, sin el consentimiento de los inversores.

BSV Claims Ltd alega que los cuatro intercambios actuaron de una forma que incumple con la Ley de competición de 1998 al reducir, impedir o distorsionar la competencia en Reino Unido. Esto incluye la denuncia de que los intercambios se confabularon para dañar los prospectos de BSV al excluirlo, lo cual subsecuentemente redujo la competencia entre BSV y otros activos digitales.

La aplicación alega ahora que los intercambios le causaron la pérdida de dinero a los inversores, y no les brindó una oportunidad significativa para retirar su BSV.

Aunque la Bitcoin Association no está expresamente involucrada en el asunto legal, reconoce la importancia de la demanda dentro de la actual esfera legal y dado el gran tamaño de los cuatro intercambios involucrados.

La Bitcoin Association siempre ha estado a favor de la regulación y espera con ansias tanto el resultado de este caso como los anticipados desarrollos regulatorios dirigidos a brindar más protección a los inversores de activos digitales, así como prevenir el abuso del mercado.

La Bitcoin Association también reconoce la importancia del caso y el impacto potencial de los tenedores de BSV que fueron afectados por la exclusión. La demanda de posición es una demanda colectiva no excluyente, lo que significa que cualquiera que entre en la definición de clase automáticamente se incluye en la misma. Es una entre un pequeño grupo de acciones judiciales colectivas de clase no excluyente que se han presentado en Reino Unido y la primera demanda antimonopolio en Reino Unido relacionada con Bitcoin.