BSV en los Emiratos Árabes Unidos

Alex Speirs 150 x 150
By Alex Speirs Published: diciembre 3, 2020
Jimmy Nguyen image

La Bitcoin Association acaba de poner punto y final al viaje que durante las últimas dos semanas le ha servido para contactar con inversores y con algunas de las empresas más innovadoras de los Emiratos Árabes Unidos. La comitiva de Bitcoin SV tuvo en la prestigiosa Ritossa Family Summit un destacado papel, vinculado a la creciente implantación de la tecnología de la cadena de bloques en Oriente Medio.

“Dubái es un centro vital para el desarrollo de la cadena de bloques en Oriente Medio, sobre todo para proyectos relacionados con el gobierno”, explica Jimmy Nguyen, presidente y fundador de la Bitcoin Association.

“Eso resulta muy atractivo para la Bitcoin Association, ya que lo que buscamos es desarrollar aplicaciones con un gran volumen de datos y transacciones. No consideramos a Bitcoin como una mera alternativa de pago, sino que queremos contribuir con él al desarrollo a escala masiva de aplicaciones que generen un gran volumen de transacciones. Los proyectos impulsados por organismos públicos, como la gestión de datos de tráfico o el almacenamiento de un sistema nacional de identificación basado en la cadena de bloques, son ideales para ello. Son aplicaciones que generan un gran volumen de transacciones cuyas necesidades puede satisfacer Bitcoin SV ahora mismo”.

La gira de la Bitcoin Association incluyó reuniones, apariciones en los medios y eventos como el encuentro de cuatro días de duración en el que el equipo de la asociación estableció sus planes para los próximos años.

El plato fuerte del viaje fue la prestigiosa Cumbre Mundial de Inversiones para Oficinas de Gestión de Patrimonios Familiares de Ritossa (Ritossa Family Summit), organizada por Sir Anthony Ritossa y celebrada bajo el auspicio de Su Alteza el Jeque Ahmed Al Maktoum en el Waldorf Astoria de la isla Palm Jumeirah de Dubái.

En su duodécima edición, la cumbre recibió a inversores de alto patrimonio neto de todo el mundo y a los responsables de la toma de decisiones que los representan. En conjunto, los asistentes a la Ritossa Family Summit sumaban una riqueza equivalente a 4,5 billones de dólares. El tema principal del evento fue el uso de las inversiones para lograr un mundo mejor el día de mañana, no solo incrementando y preservando la riqueza, sino haciéndolo además de forma socialmente responsable.

“A la hora de hacer crecer la Bitcoin Association en nuevos territorios, siempre es importante encontrar socios locales que tengan lazos con empresas, inversores y organismos públicos clave”, explica Nguyen.

Desde luego, no podría haber mejor oportunidad que esta para mostrar el enorme potencial de Bitcoin SV.

De izquierda a derecha: Jimmy Nguyen, Sir Anthony Ritossa y su esposa, Ron Tarter y Calvin Ayre

Invertir en el mañana

La delegación de Bitcoin SV estuvo muy bien representada en la Ritossa Family Summit.

Nguyen dio un discurso para presentar el Bitcoin SV y varias entidades de este ecosistema participaron en diversas sesiones a lo largo de los dos días que duró el evento.

Jerry Chan, director general de Taal, fue el anfitrión de una mesa redonda interactiva sobre cómo las inversiones en la cadena de bloques pueden contribuir a una sociedad mejor mediante una nueva era de datos potenciados. Por su parte, Roy Bernhard, líder visionario de The Bayesian Group, participó en el debate sobre tecnología financiera, activos digitales y ofertas de seguridad tokenizada.

Nguyen también moderó el debate Cadena de bloques y negocios: Cómo aportar beneficios en el mundo real, en el que participaron expertos como el doctor Marwan Alzarouni, director general del Dubái Blockchain Center; Muhammad Salman Anjum, director general del Grupo Bin Zayed en Dubái; o David Washburn, director general de nChain.

Dada la importancia del evento, Calvin Ayre asistió también a la Ritossa Family Summit y a las reuniones de planificación de la Bitcoin Association.

“En las reuniones que he mantenido esta tarde me ha quedado muy claro que estar aquí en persona y tener la oportunidad de contar la historia de nChain ante los responsables de la toma de decisiones presentes en la Ritossa Family Summit marca la diferencia”, aseguró Washburn.

El discurso de Nguyen tuvo lugar a primera hora de la jornada inaugural de la cumbre. A la hora de presentarse ante una audiencia compuesta por algunos de los inversores más poderosos del mundo, su mensaje fue claro: Bitcoin SV es Bitcoin, y es el único protocolo en el que vale la pena invertir para respaldar un mejor futuro digital.

“Veo un mundo en el que Bitcoin se utiliza de verdad”, aseguró Nguyen al inicio de su discurso.

“Detrás de muchas aplicaciones actuales de Bitcoin no está, en realidad, el famoso Bitcoin tal y como lo inventó Satoshi Nakamoto. Su visión original era la de un sistema que las personas y las empresas pudieran utilizar para todo tipo de pagos y transacciones de datos, millones e incluso miles de millones de veces al día. Ese no es el universo que hemos visto hasta ahora, pero es el que queremos traer de vuelta con Bitcoin SV”.

Nguyen comentó que otras iteraciones de Bitcoin han logrado captar inversiones especulativas sin ninguna relación con la utilidad real de esos protocolos. Por primera vez, explicó, Bitcoin SV ofrece una utilidad y un valor real como red de datos escalable.

“La cadena de bloques debería alcanzar la escala que dicten las fuerzas del mercado y la economía”.

Nguyen se refirió a Ethereum, una cadena de bloques de la competencia que a menudo se promociona como una cadena de bloques para los negocios. Durante los períodos de alta congestión, las comisiones por transacción de Ethereum pueden llegar a ser de hasta 14 dólares americanos. En comparación, Bitcoin SV prevé alcanzar en 2021 una capacidad de rendimiento de 50 000 transacciones por segundo (lo cual rivalizaría con la capacidad máxima de la red VISA) y mantener al mismo tiempo unas minúsculas comisiones por transacción de apenas unas fracciones de centavo de dólar.

Esto resulta fundamental en un mundo que depende cada vez más de los datos. Dubái, líder mundial con su iniciativa “Dubai Smart City”, no es ninguna excepción en ese sentido. Según las predicciones de Juniper Research, en 2024 habrá 83 000 millones de puntos extremos o endpoints del internet de las cosas (IdC), y ya en 2022 los datos generados por sus dispositivos superarán los 54 exabytes anuales, lo que equivale a 54 billones de megabytes. Mientras tanto, el volumen de los datos móviles se duplica cada tres años y la implantación de la banda ancha ultrarrápida se extiende segundo a segundo. Se avecina una ola de datos de enorme escala. La sociedad necesitará tecnologías que puedan captar, gestionar y almacenar ese enorme volumen de datos para que estos puedan aportar una utilidad real a los responsables de la toma de decisiones, tanto comerciales como privados.

Además de hablar en la cumbre, muchos de los miembros del contingente de Bitcoin SV fueron entrevistados por medios de comunicación internacionales como CNBC Arabia o CEO Magazine, en el marco de los esfuerzos de divulgación que actualmente se llevan a cabo para resaltar el poder de la red de datos monetizados de Bitcoin SV.

Bitcoin SV es el siguiente paso

El nexo entre un mundo en constante cambio y las capacidades de Bitcoin SV (o, en líneas generales, la tecnología de la cadena de bloques) fue un punto de encuentro común para muchos de los asistentes a la conferencia. Dubái resulta particularmente inigualable como potencial punto de partida para las aplicaciones transformadoras de Bitcoin SV en este nuevo mundo.

“Para mí está claro que Dubái, concretamente, está tecnológicamente muy avanzado y se muestra muy abierto a la cadena de bloques y a entender cómo esta puede ser útil para múltiples propósitos, como los proyectos de ciudades inteligentes”, asegura Washburn.

“Estamos realmente interesados en lo que está ocurriendo aquí, porque creemos que los Emiratos Árabes Unidos están a la vanguardia de esta tendencia y confiamos en que, trabajando junto a socios locales, podamos desempeñar un papel importante en este proceso”.

Nguyen también se hizo eco de esta opinión, apresurándose a enfatizar en su discurso las aplicaciones que ya se han desarrollado para la red de Bitcoin SV. Explicar las características singulares de Bitcoin SV de forma que se demuestren las implicaciones que estas tienen para el futuro de la red puede resultar difícil, por lo que, ante un público enormemente rico y poderoso, Nguyen se centró en grandes proyectos e ideas aún mayores.

Tal vez el mejor ejemplo para el público asistente a la cumbre de Dubái sea el de GeoSpock, la empresa británica con sede en Cambridge que desarrolla soluciones para la gestión a gran escala de los datos generados por este mundo en el que “todo está conectado”. Tengamos en cuenta las estadísticas sobre la creciente cantidad de datos que se están registrando o son susceptibles de ser registrados gracias al internet de las cosas. El crecimiento de las ciudades inteligentes tiene mucho que ver con esto: las cabinas de peaje, los circuitos cerrados de televisión, los semáforos e incluso las farolas forman ya parte de la huella digital de muchas ciudades. La de Dubái ha sido una de las iniciativas pioneras en lo que se refiere a ciudades inteligentes, y los Emiratos Árabes Unidos tienen una de las tasas de penetración de telefonía móvil más altas del mundo. GeoSpock integrará las características de la cadena de bloques de Bitcoin SV en sus soluciones de gestión de datos a gran escala, como parte de su oferta para registrar, transformar y convertir los datos de los dispositivos móviles y otros dispositivos inteligentes en información útil y procesable para los responsables de la toma de decisiones. Una de las múltiples aplicaciones prácticas de todo esto es la reducción de la huella de carbono. Cualquier estrategia encaminada a ese objetivo requerirá sin duda gestionar grandes cantidades de datos para ser efectiva. ¿Cuántos vehículos circulan por una zona durante un determinado periodo? ¿Cuánta gente viaja en esos vehículos? ¿Cuántos de esos vehículos son de reparto y a cuántos usuarios prestan servicio? En las ciudades inteligentes, toda esta información estará disponible, y solo Bitcoin SV tiene la infraestructura necesaria para registrarla, procesarla y actuar sobre ella.

El de la atención sanitaria es otro ámbito en el que la red de Bitcoin SV puede ser enormemente valiosa. La compañía americana EHR Data está desarrollando la primera plataforma de datos sanitarios del mundo que utiliza la cadena de bloques de Bitcoin SV. Los historiales clínicos se pueden almacenar de forma privada en la cadena de bloques de Bitcoin SV, permitiendo al mismo tiempo que los pacientes concedan a los proveedores de servicios médicos acceso en tiempo real a los datos críticos que necesiten. Disponer de esta información en una red de datos inalterable, de acceso universal y fácilmente verificable es sin duda preferible a la situación actual, en la que los historiales de los pacientes se guardan en incontables almacenes de datos de múltiples organizaciones independientes. Si cada eslabón de la cadena de suministro de servicios sanitarios pudiese depender de una única fuente de datos de los pacientes, la información extraíble de esos datos podría superar en gran medida a la disponible actualmente, lo que permitiría obtener mejores resultados en materia de salud para las personas y para la sociedad.

La capacidad de la cadena de bloques de Bitcoin SV a la hora de permitir que los propietarios de los datos los moneticen tiene enormes y beneficiosas implicaciones. Actualmente, los datos generados cuando, por ejemplo, un paciente visita al médico, obtiene una receta y luego va a una farmacia para comprar ese medicamento, desaparecen en el vacío por lo que respecta al paciente. Sin embargo, sabemos que esto no es cierto: hay sectores enteros desarrollados en torno a la capacidad de las empresas para vender los datos que recogen. ¿No tendría más sentido que los usuarios fuesen conscientes del valor que tienen los datos que les conciernen y de los cuales sin duda se benefician otras empresas?

Si los historiales de los pacientes se almacenasen globalmente en la cadena de bloques de Bitcoin SV, o al menos se concediese acceso a través de ella, se podría notificar al paciente cuando hubiese una solicitud de sus datos y este podría decidir por sí mismo si autoriza la visualización o cuánto cobrar por ella.

Nada de esto sería posible sin las singulares características de Bitcoin SV. Al no imponer un límite superior al escalado y permitir un inmenso rendimiento con un coste mínimo, el mundo que plantean empresas como EHR Data sería factible. Ningún otro protocolo que limite el escalado (ya sea directamente, imponiendo un límite de tamaño del tope del bloque, o indirectamente, impidiendo alcanzar el escalado sin tasas de transacción masivas) puede ofrecer lo mismo. Esto también significa que ya es posible dar cabida a un futuro que se acerca rápidamente y en el que cada vez más productos se conectan a internet y generan gigantescas cantidades de datos útiles. El protocolo de Bitcoin SV no solo es capaz de gestionar estos datos, sino que además puede hacerlo de forma ética y justa.

La Bitcoin Association mira al futuro (y más allá) desde Dubái

Según comentan quienes se unieron a la Bitcoin Association en su gira por Dubái, la expedición fue un éxito rotundo. La Bitcoin Association pretende seguir expandiendo su actividad en esta región y ya tiene en su agenda un viaje a la que será la decimotercera edición de la Ritossa Family Summit, que se celebrará el próximo mes de diciembre y que supondrá un importante paso para seguir dando a conocer el Bitcoin SV en esta zona geográfica.

“En cuanto terminé mi discurso y salí del escenario, se me acercó gente que quería obtener más información de Bitcoin SV y las diferentes aplicaciones de esta tecnología”, asegura Nguyen.

“En esta cumbre no solo tuvimos la oportunidad de informar a los inversores, sino también la de presentarnos ante los principales responsables de la toma de decisiones de los Emiratos Árabes Unidos y los países vecinos. Para la Bitcoin Association, esto se tradujo en diversas reuniones de negocios durante el transcurso de la cumbre y en los días siguientes, tanto con miembros de oficinas de gestión de patrimonios familiares de élite que buscan realizar inversiones, como con otras empresas que ya trabajan con la cadena de bloques o con aquellas que trabajan con agencias gubernamentales interesadas en explorar posibles áreas de colaboración con Bitcoin SV”.

Cuando se piensa en Dubái y en los Emiratos Árabes Unidos, las palabras “pionero” e “innovación” suelen venir a la cabeza. El país alberga una riqueza extraordinaria, pero también el deseo de convertir esa riqueza en beneficios reales para sus ciudadanos y visitantes. Es esta cualidad la que la Bitcoin Association buscaba satisfacer con la idea de que Bitcoin SV puede cambiar el mundo. Todo lo que hace falta es que alguien (o algún país) aproveche la oportunidad.

La Bitcoin Association también organizó su propia cumbre con los integrantes de la delegación que visitó Dubái, con el fin de trazar sus planes para el próximo año en Oriente Medio y más allá. Nguyen lo resumió así:

“Hacer planes en el contexto de una pandemia es todo un reto, pero, a medida que el ecosistema y nuestros programas en los Emiratos Árabes Unidos y en todo el planeta continúen creciendo (y el mundo se abra finalmente) ¡cabe esperar mucha más actividad para la Bitcoin Association en 2021!”.